La Luz sobre Médanos dorados, junto al mar más azul y el sol más de oro La Luz sobre Médanos dorados, junto al mar más azul y el sol más de oro

Paraje Natural de Lagunas de Las Madres y Estero Domingo

Rubio

agunas y Estero Domingo Rubio

Qué Hacer /
  Naturaleza / Paraje Natural de Lagunas de Las Madres y Estero Domingo Rubio
Lagunas de Las Madres, La Jara, La mujer y Laguna Grande de Palos. Un   conjunto   de   lagunas   situadas   a   escasos   5   kms   de   Mazagón,   rodeadas   por   cultivos   de   fresa   y   espacios   de   pinar,   eucaliptos   y dunas   móviles,   protegidos   por   la   legislación   ambiental.   Dos   grandes   lagunas,   las   denominadas,   Grande   de   Palos,   y   Las   Madres,   y otras    dos    más    pequeñas,    La    Jara    y    La    Mujer.    Todas    ellas    forman    el    Paraje    Natural.    Son    un    ejemplo    a    seguir    en    cuanto    a recuperación ambiental mediante procesos de regeneración trás una época de destrucción sistemática. La   Laguna   Grande   de   Palos,   se   ha   convertido   en   un   paraiso   para   las   aves,   con   itinerarios   ecológicos,   puntos   de   observación,   e incluso   poblaciones   de   especies   que   la   utilizan   para   reproducirse.   Uno   de   sus   observatorios   es   especialmente   indicado   para contemplar especies de aves acuáticas de forma directa y muy próxima. Las   lagunas   de   la   Mujer   y   la   Jara,   se   encuentran   casi   a   pie   de   la   carretera   entre   Mazagón   y   Huelva,   poco   antes   de   llegar   al   Jardín botánico   Dunas   del   Odiel.   Se   accede   por   un   carril   de   tierra.   Son   pequeñas   lagunas   cargadas   de   frondosidad   y   riqueza   de   fauna   y flora. Destaca la recuperación de la nutria, lo que demuestra la calidad de las aguas y el ecosistema. Paraje Natural Estero Domingo Rubio El   Paraje   Natural   Estero   de   Domingo   Rubio   es   una   zona   húmeda   de   elevado   valor   ambiental,   Junto   a   las   desembocaduras   de   los ríos   Tinto   y   Odiel   regados   por   el      Atlántico   y   por   la   confluencia   de      arroyos,   como   los   de   Juana   Ruiz,   del   Príncipe   o   de   Juan   Delgado por   eso   se   encuentran   zonas   de      marisma,   el   tramo   medio   y   el   tramo   alto   o   lacustre.   Sus   aguas   nutren   a   una   importante comunidad   de   seres   vivos   que   residen   en   la   zona   y,   además,   suponen   un   lugar   de   acogida   para   las   aves   que   visitan   el   cercano Parque   Nacional   de   Doñana.   En   el   tramo   alto   del   estero,   más   alejado   de   la   desembocadura   la   vegetación   más   característica   está representada   por   pinares   de   piñonero.   La   vegetación   palustre   dominante   en   este   tramo   alto   está   esencialmente   constituida   por espadañales   y   carrizales.   En   la   zona   de   marisma   predomina   la   vegetación   adaptada   a   elevadas   concentraciones   de   sal,   como   la espartina.   En   materia   animal   sustenta   una   rica   y   variada   avifauna,   contribuyendo   a   diversificar,   junto   con   el   resto   de   humedales litorales   onubenses,   los   hábitats   que   sirven   de   refugio   a   numerosos   contingentes   de   aves   en   sus   trayectos   migratorios,   hecho   que le ha valido la declaración como Zona de Especial Protección para las Aves.
Mas info Mas info Mas info Mas info Mas info Mas info Mas info Mas info
| 
|